Presencias notables y ausencias que se notaron más

VOCES DE SAN LUIS

Fernando Díaz de León Cardona

El pasado sábado, el diputado federal Juan Ramiro Robledo Ruiz, presentó su Segundo Informe de Actividades Legislativas. Desde luego que hubo presencias que se notaron mucho, pero hubo ausencias que se notaron más. El informe, más que un catálogo del trabajo legislativo fue un acto lleno de sobriedad, claro, puntual, preciso y abierto al debate durante la comparecencia, algo – por cierto, es muy inusual en los informes.

En su carácter de presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, cargo que no es por designación de la Mesa Directiva o por la Junta de Coordinación Política, sino electo por la mayoría de los legisladores, tuvo el reconocimiento de los asistentes y, – por supuesto de sus compañeros de bancada que, vía Zoom, se enlazaron para escuchar la comparecencia que se transmitió a toda la circunscripción conformada por 9 estados de la República.

La precipitante central de su informe consistió en la urgente necesidad de promover en San Lázaro, reformas a o los distintos órdenes del Poder Judicial de la Federación. Los avances existen y muy probablemente será durante el último ejercicio legislativo que se concreten algunas, por lo menos las más importantes. Dos de ellas, – es decir, las principales, que sean electos por el pueblo y restarle atribuciones que no tiene o no debiera tener la Suprema Corte de Justicia de la Nación que ha venido actuando indebidamente en la interpretación de la Constitución.

Robledo Ruíz, manifestó haber invitado a Magistrados Federales para que se debatiera la postura de la mayoría de Cámara de Diputados, lamentablemente, no asistió ninguno. La razón siempre ha sido muy obvia, la mayoría de los integrantes del Poder Judicial Federal no se identifican con la Cuarta Transformación y hoy por hoy, es un nido de recalcitrantes conservadores que han respondido más a los intereses de la derecha que al interés superior de la Nación y de la sociedad misma.

Mienten quienes señalan que su informe estuvo desangelado. Fueron los que están atentos e interesados en que las reformas a Poder Judicial Federal se concreten. Esa ha sido la tarea y misión del Diputado Robledo Ruíz; ya si sus malquerientes no lo ven con buenos ojos, es porque el diputado se ha convertido en una figura imprescindible para el Poder Legislativo, útil y necesario para los propósitos de la Cuarta Transformación, – de modo que, – no dudemos en que repita en el cargo o lo instalen en el Senado de la República.

Que, si sus compañeros diputados federales y locales por San Luis Potosí no asistieron, o que si los dirigentes y gargantones locales de MORENA tampoco, a nadie le importa. La lectura es muy clara, Juan Ramiro ha cumplido con su responsabilidad y no anda metido en la subcultura de la grilla barata que suele darse en el contexto aldeano. Lo que ocurre es que a algunos les causa urticaria el hecho de Robledo Ruíz pueda seguirse posicionando en la Cámara.

En el informe de Juan Ramiro, mejor estuvieron presentes dos expresidentes del PRI y un diputado local y funcionarios municipales. Solo asistió una magistrada del Poder Judicial del Estado, misma que demandó que ojalá y las reformas federales logren el eco en los estados para proceder a las necesarias reformas constitucionales. En su amplia y clara exposición, la Magistrada queriendo o no les aventó el señuelo a los diputados locales, desafortunadamente traen otro radar, buscando saltar a otra posición.

Hasta pronto

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img

ultimas noticias

Related news