La corrupta historia de Xavier Nava Palacios

5

Circula en redes sociales

Nava Palacios siguió asesorando a Zebadúa en los años de la Estafa Maestra.

Emilio Zebadúa González, ex oficial mayor de la Sedatu y la Sedesol, considerado pieza clave en la Estafa Maestra ofreció hacerse testigo protegido y revelar el papel del expresidente Enrique Peña Nieto y de su exjefe, Rosario Robles Berlanga como artífices de la estafa y el uso de los 5 mil 73 millones desviados supuestamente para las campañas electorales del PRI, informó el diario Reforma.

Como se recordará, Zebadúa también está muy ligado al alcalde Xavier Nava Palacios y a su padre Luis Nava Calvillo, a los dos les dio trabajo como directivos de la revista AZ del SNTE liderado por la profesora Elba Esther Gordillo cuando tenían serios problemas económicos para sobrevivir; se recuperaron de inmediato con sueldos superiores a los 100 mil pesos mensuales que provenían de las cuotas de los maestros afiliados al sindicato magisterial, pese a que carecían de la preparación y conocimiento del tema educativo.

Xavier Nava fungía como subdirector de la revista y su padre Luis Nava como coordinador del consejo editorial, al que renunció muy molesto el fallecido escritor Carlos Montemayor al darse cuenta de que había sido engañado por Luis Nava, “acepté a formar parte del consejo en consideración de su padre Salvador Nava Martínez, pero al darme cuenta que detrás de la revista está la profesora Gordillo presentó mi renuncia”, manifestó en una carta dirigida al diario La Jornada.

La relación de Zebadúa con la familia Nava se reafirmó cuando nombró a Xavier como su asesor en el gobierno de Chiapas, donde se desempeñaba el primero como secretario general de gobierno de Pablo Salazar Mendiguchía (2000-2006); e incluso Zebadúa fue el padrino de bodas de Xavier con Nancy Puente realizada en San Cristóbal, la misa fue oficiada por el obispo Samuel Ruiz.

Era la época en que el Navismo se decía “zapatista” como otra forma de lucrar política y económicamente al hacerse pasar como cercano a los indígenas que en realidad Xavier Nava desprecia como ha quedado demostrado en su gestión como alcalde de San Luis Potosí con tres recomendaciones de la CDEH por excluyente, discriminador y represor de las comunidades mazahua, triqui y mixteca.

Ahora como aspirante a la gubernatura de SLP, Xavier Nava está obligado a aclarar qué tipo de relación mantiene con su padrino Zebadúa, ya que es del conocimiento público que Nava siguió prestándole servicios de asesoría cuando estuvo en la Sedatu y Sedesol, y colaboró en la operación conocida como la Estafa Maestra, por lo que el nombre del nieto del doctor Nava saldrá a relucir como cómplice de Zebadúa en el diseño del desvió de miles de millones de pesos para las campañas del PRI.

Fuentes del Gobierno federal, confirmaron que hace apenas unos días el exfuncionario acudió a la Fiscalía General de la República para solicitar el criterio de oportunidad, es decir, colaborar con las investigaciones en curso a cambio de inmunidad penal.

También hizo saber que cuenta con información que relaciona al ex presidente Peña Nieto con la Estafa Maestra, la cual está dispuesto a exponer en el momento en que le sea requerida por el Ministerio Público Federal.

Zebadúa también está dispuesto a detallar que los recursos desviados de la Sedatu y la Sedesol fueron usados para financiar las campañas del PRI en casi todos los estados de la República durante el sexenio pasado.

De acuerdo con la información recabada, el ex oficial mayor también ofrece proporcionar varios nombres que están relacionados con este asunto.

La llamada Estafa Maestra fue un mecanismo a través del cual durante el sexenio pasado la Sedatu y la Sedesol suscribieron convenios y contratos, principalmente con instituciones de educación superior, 5 mil 73 millones 358 mil 846 pesos.

Chiapas, Estado de México, Morelos, Hidalgo, Quintana Roo, Sonora, Tabasco, Tlaxcala y Zacatecas son las entidades en las que se encuentran las universidades, institutos, sistemas de radio, televisión y comunicación social que recibieron los contratos.

El Código Nacional del Procedimientos Penales contempla el criterio de oportunidad como una figura que permite a la FGR extinguir o cancelar la acción penal en favor de la persona que aporta información esencial para perseguir un delito más grave al que le imputan.

Pero se hace efectivo hasta que el beneficiario comparece a declarar en una audiencia de juicio contra el imputado.

Es cuanto.