Guatemala no permitirá el ingreso de caravana que saldrá Honduras

8

Las diferentes instituciones del gobierno de Guatemala realizaron una reunión de trabajo para organizar y preparar la contención de una nueva caravana migrante que se espera salga de Honduras el 15 de abril con destino a los Estados Unidos.

El Instituto Guatemalteco de Migración (IGM) sostuvo una reunión con el ejército, la policía nacional civil y el ministerio de salud, así como organismos no gubernamentales para la contención de este nuevo éxodo masivo de personas que intentarán cruzar Guatemala.El IGM insiste que la migración de las personas debe ser regular, ordenada y segura, principalmente por la contingencia sanitaria de coronavirus.

Las autoridades reforzaran la seguridad en Izabal, Zacapa, Chiquimula, Jutiapa, El Progreso, Petén y Santa Rosa (fronterizos con Honduras, El Salvador y Belice), ante la nueva caravana de migrantes anunciada para este mes.

Las acciones se realizan con el propósito de proporcionar información y el apoyo necesarios para proteger a los más vulnerables de los flujos masivos que son las niñas, niños, mujeres embarazadas y personas con capacidades diferentes.

La decisión obedece a las declaraciones de la activista y defensora de derechos humanos centroamericana, Itsmania Platero, sobre la conformación de una movilización masiva de personas migrantes para el próximo 15 de abril.

Las autoridades del vecino país informaron que hasta el momento tienen el dato que podrían ser un promedio de 2 mil personas quienes integren este nuevo éxodo masivo de personas que se espera salga de San Pedro Sula, Honduras.

Las personas que intenten ingresar a Guatemala tendrán que cumplir con los requisitos migratorios obligatorios además de los lineamientos sanitarios establecidos por la pandemia del SARS-CoV-2, recordó la entidad.

Cabe destacar que desde el año pasado las autoridades de Guatemala han desmantelado las caravanas que han intentado ingresar a Guatemala de manera irregular y han sido retornados a su país de origen.

La última caravana de más 600 personas de hondureños, Nicaragüenses y cubanos que intento ingresar en enero de este año fue desmantelada por la policía nacional civil y el IGM.

Publicado originalmente en el Diario del Sur

 

 

 

Alejandro Gómez | Diario del Sur