A poco de solicitar declaratoria de emergencia por agua: Rubén Guajardo Barrera, diputado local del PAN

6

Queremos agua, clamaban hace apenas unas horas habitantes de la avenida Himno Nacional, quienes se aventuraron a cerrar la vialidad porque no les cae ni gota de agua, mientras que otros se quejan de la suciedad y color amarillento del vital líquido en la zona del Saucito, con ello queda comprobado que obras como El Realito fueron hechas al aventón.

 

Lo anterior menciona, el coordinador de la fracción parlamentaria del Partido Acción Nacional, PAN, en el Congreso del Estado, Rubén Guajardo Barrera, quien lamenta el recrudecimiento de las fallas que registra la presa El Realito y que las autoridades no puedan cubrir el derecho humano y ciudadano al acceso al agua.

 

“Básicamente, la falta de oficio de las autoridades está generando una crisis que no tiene fondo, tan sólo hay que voltear a ver las cifras que señala la Comisión Nacional del Agua, CONAGUA, que dictan que la sequía abraza al 83 por ciento del territorio mexicano y que agrede significativamente a la zona noreste en dónde se ubica San Luis Potosí. Aun así, permiten que el problema crezca como una bola de nieve”.

 

El legislador del albiazul, Rubén Guajardo Barrera, considera apremiante la unión de los diferentes niveles de gobierno para atender la agenda hídrica, ya que la mayor y más sensible demanda de los potosinos es el agua.

 

“No hay que esperar más tiempo para buscar alternativas para el suministro en la zona metropolitana, porque estamos a poco tiempo de exigir una declaratoria de emergencia, porque lo dicen todos, no hay agua y la que cae se distribuye a unos cuantos”.

 

Considera que es tiempo de pedir al funcionariado encargado del agua, que si no puede resolver los asuntos que abarca este fenómeno que se vayan y dejen el espacio para quienes si tienen idea del tratamiento del agua “es una bomba de tiempo, de enero a mayo se registraron 7 fallas en El Realito y ha habido más”.