En 28 meses el PRI será un partido electoralmente competitivo

20

No todo está perdido, en el 2018 el PRI obtuvo una votación significativa

Nuestra prioridad es iniciar con un trabajo intenso de cicatrización política y de reconciliación

Reestructurar Sectores, Organizaciones, Comités y Consejos Políticos Municipales es nuestra premisa

Ni el PRI, ni el PAN, Morena o el PRD pueden augurar que ganarán en el 2021.

 

Para observadores y actores políticos de larga trayectoria, Elías Pesina Rodríguez es el perfil idóneo para enfrentar la crisis y sacar al PRI de la tragedia. El nuevo dirigente del partido en la entidad, tiene el talento, el colmillo y la experiencia, para no caer en la autoflagelación; será un líder valiente e incluyente; capaz de combatir y desterrar los vicios y errores que tanto daño causaron al tricolor, afirman priistas convencidos.

Sencillo y con humildad, Elías Pesina acepta la entrevista en la sede que alberga el CDE del PRI. El edificio luce desierto, solitario; en uno de sus muros sobresale la máxima de Jesús Reyes Heroles: “En Política cuando se comienza por el autoritarismo se acaba sin remedio en el totalitarismo”.

Puntual, el nuevo presidente del antes hegemónico y partido invencible llega para la entrevista, en seguida hace acto de presencia su Secretaria General, Yolanda Cepeda Chavarría, primogénita de nuestro entrañable amigo y periodista José Luis Cepeda QEPD; detrás de ella, arriba Edmundo Torrescano.

Para Elías Pesina, el resultado electoral del primero de julio del 2018 fue contundente, sin embargo aclara, “en San Luis Potosí al PRI no le fue mal, no fue fatal” “Obtuvimos una votación importante en el proceso electoral federal”, “En San Luis Potosí el PRI alcanzó el tercer mejor resultado en votación y, a diferencia de otros estados, logramos más posiciones para diputados federales y locales”.

“Si bien es cierto perdimos Alcaldías importantes, ello se debió fundamentalmente a las reglas impuestas por el Consejo Estatal Electoral y de Participación Ciudadana CEEPAC en materia de género”. “En razón de las nuevas disposiciones electorales, en varios municipios, a nuestros candidatos los posicionamos como fórmulas ganadoras, sin embargo, por razones de genero el PRI los tuvo que cambiar; al final del día, decidieron participar por otros partidos y ganaron, esa es la realidad”.

Receptivo a las preguntas, Elías Pecina, admite que “el gobernador Juan Manuel Carreras López no va a sacar adelante al PRI”. “Él, el gobernador está haciendo su chamba y el partido tiene que hacer lo que le corresponde, es decir, trabajar y convencer para vencer en los próximos comicios”. “Lo que tenemos que hacer, es desplegar toda una estrategia comunicacional para destacar obras y acciones, difundirlo ampliamente y socializar los aciertos del gobierno del estado que representa el PRI”.

Divergente a lo que miles de potosinos perciben, en el gobierno que encabeza Carreras López,- sostiene Elías Pesina, el combate a la pobreza muestra indicadores importantes, la creación de empleos es histórica, inédita, existe atención al campo y somos un estado modelo en esquemas de atención para la salud. No podemos negar el desarrollo y el auge económico que está teniendo San Luis Potosí,- en donde por cierto, “no tenemos casos escandalosos de corrupción como en otros estados”.

En su percepción, el grupismo y las camarillas que han sido parte de la historia política del PRI, suele en ocasiones fragmentar o dividir y enfrentar al partido, pero “tampoco podemos negar que esa actitud política y esas tendencias que generan presencias, debate y controversia nos dice y confirma de que estamos en un partido vivo y actuante”, manifiesta Pesina Rodríguez y agrega:

“Lo que tenemos que hacer es hablar claro con nuestros militantes, es preciso tener la capacidad de escucharlos y generar las condiciones propicias para tejer acuerdos con todos los actores políticos, en cada comité seccional, en cada comité municipal, en todos los sectores y organizaciones y en el seno mismo de los Consejos Políticos, Estatal y Municipales”, “solo así tendremos claridad sobre nuestros liderazgos y objetivos electorales.”

Elías Pesina, expone que “todo el trabajo y la tarea política que le corresponde realizar como presidente del PRI, deberá concretarse en toda la geografía estatal, deberá hacerse con tiempo para que luego no sea demasiado tarde”. “Afortunadamente la dirigencia que me corresponde asumir no está sujeta a presiones internas o externas y tampoco está supeditada a conceder cargos o posiciones dentro del Comité Directivo Estatal”, “todos, en su más pura esencia, tienen cabida y posibilidad de participar”.

El nuevo dirigente del PRI, reconoce que el voto en la zona metropolitana se ha vuelto volátil, tanto en la capital del estado como en Soledad de Graciano Sánchez, no obstante, recordó que en el 2009 y en el 2012, el PRI mantuvo en promedio una votación cercana a los 100 mil votos. “Debemos reconocer que el ejercicio del gobierno municipal en esos períodos desgastó al PRI de tal manera que el voto se movió hacia otras fuerzas políticas”.

“En San Luis Potosí y su zona conurbada, y por supuesto en el interior del estado, estamos emplazados a realizar una labor política de contacto directo y en forma permanente con nuestra militancia y la ciudadanía, tenemos que tocar puertas, recuperar confianza y credibilidad. Necesitamos hacer un trabajo intenso, casa por casa, colonia por colonia, en los barrios y las unidades habitacionales para recuperar los espacios que tradicionalmente tuvieron una identidad priista”, señala Elías Pesina.

“Hoy vivimos una nueva realidad política, y ni el PRI, ni el PAN, Morena o el PRD pueden decir que ganaran las elecciones en el 2021. La competencia es real y está definitivamente dividida. Hablar desde ahora de eventuales alianzas es prematuro porque es un tema que le corresponde a las dirigencias nacionales, sin embargo en política siempre hay que apostar a los buenos acuerdos políticos”, expresa Pesina.

¿Con quien les acomoda más una alianza?, con Morena o con el PRD, se le pregunta y responde:

“No podemos perder de vista que somos un partido nacional y toda alianza está supeditada a los acuerdos centrales”, “seguramente el tema de las alianzas será una de las principales discusiones de la Asamblea Nacional”. Además,- “existe una circunstancia especial que es la renovación de la dirigencia nacional del partido”, externa y agrega: “En el contexto de los municipios, las alianzas lo único que han generado es confusión entre los electores,” sin embargo hay que esperar dice el líder del PRI.

“Tenemos 28 meses,- es decir, 800 días para hacer del PRI un partido altamente competitivo para las elecciones del 2021”; “el secreto es ponernos a trabajar, y desde ahora hay que decirlo claro y fuerte: no todo está mal, no nos autoflagelemos”, sostiene Elías al tiempo de manifestar que debe reconocerse que el PRI no parte de cero, tenemos estructura y tenemos representantes en el Congreso Federal, en el Congreso del Estado y en un buen número de Alcaldías.

Entre los muchos compromisos y desafíos que el nuevo dirigente priista enfrentará, Elías Pesina destaca la incorporación de su Secretaria General, Yolanda Cepeda Chavarría. “Los dos, nos hemos propuesto privilegiar el trabajo de los priistas potosinos, en donde la militancia, y en cualquier circunstancia, siempre llevará mano”, es decir, no más decisiones cupulares; retomar entre otras tareas la gestión y abanderar la demanda social.

Con firmeza y determinación, Yolanda y yo nos hemos trazado como ruta central, abrir los espacios a los cuadros jóvenes, en otras palabras, tenemos como meta introducirnos de lleno y zanjar la brecha generacional de todos esos jóvenes millennials que tienen una visión distinta del mundo y que buscan un mejor futuro para nuestro estado.

Elías Pesina prefiere no hablar de los posibles aspirantes a la candidatura del PRI al gobierno del estado. Reservado, solo expresa que en la opinión pública se manejan varios prospectos que el PRI podría considerar a su debido tiempo. En este momento no hay aceleres ni guerras mediáticas, todo es trabajo

Ya para finalizar, se le cuestionó: ¿Que con el Tekmol?

“Cualquier priista deberá responder por su actos”, concluye.